lunes, 2 de marzo de 2009

Magnetico

Cleofas descubrio miles de pergaminos conteniendo fantasticas historias de Dragones y Hadas, lo leyo todo hasta que llego al punto donde descubrio que la historia era erratica hasta terminar abruptamente en un precipicio de misterio retacado de silencio. Cleofas entonces trato de recostruir algunos escenarios pero debido a la escasa imaginacion se limito a pensar en las enormes similitudes entre la cueva descrita y la cueva en que se encontrba en ese momento, suspiro al leer que en tiempos remotos la cueva estaba en el corazon de un enorme bosque humedo y oscuro. Se dijo a si mismo:

-Mi mismo, en que hemos convertido este mundo!!

Despues metio todos los pergaminos eternos en un costal de Yute el cual ato con su lazo de henequen a las alforjas de su motocicleta; el sol estaba ocultandose por lo que se volvia imperante partir a la aldea antes de que despertaran los incahuitas. Le echo una ultima ojeada a la cueva coloco su dedo en el sensor infrarrojo, acto seguido la moto se tambaleo unos segundos, Cleofas se enfado, propinandole zancadilla a la moto logro que se estuviera estable, fue entonces cuando desplego su campo magnetico con el que creo una esfera envolviendo el artefacto, Cleofas penso en su aldea al tiempo que la moto aceleraba a Mach7 llevandolo directamente a casa.

A los 3 minutos que hubo partido de entre las arenas de la cueva surgio un largo tentaculo negro desplazando los granos a una distancia considerabla, conforme se fue despejando la arena el tentaculo tomo forma de una enorme cola con un aguijon temible en su extremo.

No hay comentarios.: